martes, 1 de noviembre de 2011

Chocolate Cookies

Estas curiosas galletas agrietadas son una especie de bombón horneado, con un interior que recuerda al brownie y un exterior nevado y ligeramente crujiente. Por su vistosidad, son ideales para impresionar a nuestros familiares e invitados, aunque la verdadera sorpresa está en su interior.


Para la elaboración de estas galletas recomiendo utilizar chocolates de la mejor calidad posible y con un contenido de cacao entre el 50% y el 70% según la intensidad de sabor que le quieras dar.


Ingredientes:


(cantidad: 20 galletas)
105 gr. de harina de trigo
¼ cucharada de levadura química
25 gr. de mantequilla
115 gr. de chocolate negro
50 gr. de azúcar blanco
1 huevo mediano
½ cucharada de extracto natural de vainilla
Azúcar lustre (para rebozar)






Elaboración:
En un bol pequeño mezclar la harina y la levadura. Reservar.
Derretir el chocolate y la mantequilla (al baño María o en el microondas). Mezclar hasta que quede homogéneo y dejar templar.
En un bol mediano, batir, a mano o a máquina, el huevo con el azúcar hasta que quede una mezcla pálida. Añadir el extracto de vainilla y el chocolate derretido con la mantequilla y mezclar bien. Añadir, poco a poco, la mezcla de harina y levadura y mezclar, con la ayuda de una espátula, hasta conseguir que quede todo bien ligado. Tapar el bol y meterlo en la nevera durante 4 horas.
Precalentar el horno a 175º C. Cubrir una bandeja de horno con papel o silpat.
Sacar la masa de la heladera, formar bolas de unos 17 gr. y rebozarlas con el azúcar lustre (para conseguir el efecto agrietado tienen que estar bien cubiertas). Retirar el exceso de azúcar e ir colocándolas en la bandeja dejando una distancia entre ellas de unos 2 cm. Hornear durante 8 ó 9 minutos (estarán blandas por el centro pero ligeramente firmes en los bordes). Sacar las galletas del horno y dejarlas enfriar 1 minuto antes de colocarlas sobre una rejilla para que se enfríen del todo.


Consejos:
Para que no se nos pegue la masa al formar las bolas, engrasar un poco las manos con aceite o humedecerlas con agua.
No hornear más del tiempo establecido sino las galletas quedarán secas y la textura no será la misma.
Estas galletas se conservarán unos 3 ó 4 días en un recipiente hermético.

POR NATALIA SOLEDAD CHOCOZONA
Publicar un comentario

ShareThis